Seleccionar página

A veces la vida te pone mil piedras en el camino y aún sabiendo que esas piedras son súper difíciles de saltar, consciente o inconscientemente ponemos esas mismas piedras a lo que más queremos en nuestra vida a NUESTROS HIJOS, aquí os cuento…

Yo tal vez inconscientemente puse esas piedras a mis hijos en el momento de mi separación, y tal vez tú, y tú y también tú…un niño triste tiene que elegir entre mamá o papá. son momentos duros en los que tenemos que actuar de una forma muy fría para que ellos no pasen por lo mismo que pasamos los papás y mamás. Un día en casa cuando estaba reciente mi separación me senté con mi hijo y al mirarlo a los ojos me di cuenta que estaba fallando en algo tan importante como en no preguntar como se sentía él y su hermana, yo solo daba por echo que lo que yo pensaba que ellos sentían era lo que era, pero me di cuenta que nunca le había preguntado por sus sentimientos… se acercaba navidad y le pedí que por favor escribiera en un papel todo lo que él sentía en esos momento como si fuera un carta para los reyes magos, aquí os dejo lo que días después me dio, metido en un sobre en forma de carta para que la entregara a algún rey y pudiera hacer magia…

Carta a los reyes magos

Queridos reyes magos:

Hoy os quiero escribir esta carta en mi nombre Y en el de mi hermana pequeña. Se que aquí no voy a pedir regalos pero si voy a pedir algo que tal vez sea difícil pero como sois magos SEGURO podréis hacer magia y conceder este deseo.

Siempre he sido un niño feliz y quiero seguir siéndolo, El otro día escuche como papá le decía a mamá que dentro de poco tendríamos que ir yo y mi hermana a un sitio llamado ”juzgado” y que seriamos nosotros quien decidiríamos donde ir a vivir, si con papá o con mamá, me dió un poco de miedo por que le escuché llorar pero luego me calme por que le vi salir de la habitación sonriendo y gritándome guapo como siempre suele hacer, me abrazo fuerte y sentí su sonrisa en mi mejilla aún al pensar parecía muy fría y mojada su cara…

Por razones que son de mayores se ve que no vamos a vivir todos juntos y esta noticia me pone triste. Para mí, papá , mamá y mi hermana son lo más importante de mi vida, es difícil pensar que esto algún día cambie. No quiero que papá deje de llevarme al fútbol entre semana ni que deje de venir a los partidos. Me gusta, cuando llega a casa verle me pellizque y me llame campeón. No quiero perderme las comidas que prepara mamá, ni dejar de ver la cara de mi hermana cuando mamá le cuenta un cuento de princesas y menos quiero perderme esos ratitos en el sofá que me dedica mami cuando la enana esta acostada. No quiero dejar de ver como por la mañana me dan el beso de buenos días ”los dos” y ”los dos” se ponen a reírse cuando a papá se le mancha la camisa con el café o hace el que se cae para sacarle una sonrisa a mamá por que esta estresada por las mil cosas que tiene que hacer desde por la mañana.
No entiendo por que tengo que ir al juzgado si se supone que es de mayores y yo solo soy un niño, mamá y papá siempre dicen que las cosas de mayores no las pueden hacer los niños, que raro que esto si…

Ahora bien, si tengo que ir tengo claro lo que voy a decir: que os quiero muchísimo a los dos y quiero estar igual de tiempo con los dos, pido seguir haciendo las mismas cosas que hacía antes con los dos, quiero que los dos sigáis hablando con mis profes, cuando llegue a casa pueda llamaros por teléfono, que ninguno de los dos mande más y que aún discutiendo, los dos toméis decisiones que nosotros por ser pequeños no debemos tomar.

Esto es lo que más deseo en este mundo, quiero estar y tener a mi papá y a mi mamá. El otro día en el colegio escuché algo que no me gusto nada. La mamá de Cristina no la deja hablar con su papi, cuando éste le llama hace ver que no hay cobertura, cuando le toca estar con él le dice que está enferma y siempre habla mal de él Además, la ha apuntado a hacer natación los martes al salir del cole, justo el único día que puede estar con su papi… Cristina siempre esta triste por todo esto y no quiero que me pase a mi también. El papá de Antonio se fue con una chica joven y no lo ve, ni le llama y, además, no ayuda a pagar el cole ni la casa ni nada y su madre trabaja doce horas al día para atenderlo todo. Tenemos otra compañera en clase que se llama Eli, ella es la que mas hablo de los cuatro por que ella ya fue al juzgado ese y tuvo que decir bien alto que quería estar con los dos papas el mismo tiempo, pero que no sabe porqué, aunque tenía pruebas, a su papá sólo lo ve una tarde y lo echa mucho de menos. ¿Pruebas?, ¿qué son pruebas?. Será por eso que papá anda detrás de los médicos y de los tutores del colegio para que le den unos papeles. ¿Y, porqué mamá no los pide, es que no los necesitará también?. Digo yo, ¿no son iguales?.

La verdad es que después de aquel día entiendo algo más las cosas: Creo que ninguno de los tres amigos es feliz. Por que sus papás se hacen daño y ellos lo notan. No quiero saber nada de leyes, creo que tampoco las entendería y no veo normal que una señora que hace de juez que no va a conocer nunca a mi hermana y que a mí me va a ver cinco minutos tenga que decidir con quién y cómo tenemos que vivir porque la ley dice que hay que escoger entre papá y mamá. ¿Que lio verdad?

Así, mis queridos Reyes Magos os voy a pedir, ya que sois adultos, que lo sigáis siendo y que nos dejéis a los niños seguir disfrutando de nuestra infancia y creyendo en vosotros. Ya que ésta es la carta más mágica que he escrito nunca, también quiero que la jueza aparte de oír escuche a todos los niños. Y a los que hacen las leyes, les diría lo mismo que me dice mi profe de lectura: ¡¡Si sabes que lo puedes hacer mejor, HAZLO!!

Firmado: un niño con un deseo

Pues esta es la carta que me dejó mi hijo para dar a los reyes magos, ni un regalo, solo un deseo y quien más mágicos que los padres para conceder ese gran deseo… este es el mensaje que muchas veces los hijos de padres separados nos quieren dar y como yo no supe ver hasta que no lo escuché o en este caso leí. No dejemos que sufran como nosotros sufrimos, nuestro cometido es hacerlos felices y dejar atrás todo lo que les produzca tristesa…
SEAMOS LOS REYES MAS MAGICOS DE NUESTROS HIJOS…

Comparte en redesShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on Pinterest
Copyright © 2013